domingo, septiembre 14, 2014

Niños universales

El viernes en el metro me encontré con una familia muy numerosa con ropas muy gastadas y un tanto sucias, por cada adulto había dos niños, niños que hablaban en una lengua que no pude reconocer pero lo que me llamo la atención es que todos venían comiendo pan, no sé que pan era pero era claro que para todos ellos era un festín, había sonrisas y caricias entre ellos mientras compartían el pan. La mujer mayor le dio un trozo de pan al menor de todos, como de 2 años y medio, el cual bailó sólo y sonrió a toda la familia, no sé exactamente si consanguíneamente tenían parentesco pero estoy seguro que se procuran y protegen como una familia de verdad.
Al ver al niño bailando y dando saltos con su trozo de pan en la mano recordé instantáneamente a mi hija y a varios de mis sobrinos en los cuales he visto más de una vez el mismo festejo al recibir un poco de comida sin importar el contexto.
Considero que cuando somos niños somos universales y que gracias a las creencias que aprendemos en el camino vamos perdiendo esa universalidad y vamos creando barreras entre unos y otros.
No olvidemos que estamos unidos por el simple hecho de ser humanos.

sábado, agosto 23, 2014

Startup(ero)

Ayer estuve en un evento de Startups (Tech Startup Nights) y me preguntaron cuál era mi perfil (emprendedor, desarrollador, diseñador, inversionista...) para que me dieran un etiqueta de un color, cosa que no le veía nada de provecho, digo, con mi daltonismo veía el azul cielo y todos los demás, ese no es el punto, el punto es que hoy me hice realmente esa pregunta, a conciencia, y me tarde en contestar, acabo de encontrar la respuesta: soy emprendedor.
Por allá del 2005 hice mi primer intento de empresa: Terrenos libres.
Les cuento,  nuestro agente de bienes raíces al cerrar un trato fuera de toda proporción hasta ese momento se fue a festejar y esa fue su última fiesta, su última noche y así como el perdió 21 gramos de su cuerpo nosotros perdimos las 21 oportunidades de negocio que teníamos en puerta.
Pong una imagen actual de mi blog de utilería donde aún, hasta hoy tenía el link.
Seguiré buscando nuevas oportunidades, más allá de Anatani, o a través de él, como primer paso la quitaré el polvo a este blog y empezaré a sacar más ideas de mi cabeza y a plasmarlas por aquí.

Gracias estimados lectores!

viernes, mayo 16, 2014

Tierra Lejana

Es tu cuerpo símbolo de una tierra,
tierra fértil, tierra sin promesas
Es tu cabello fuerza entre mis dedos
y tu sonrisa luz que rompe esquemas

Son tus ojos negros
donde yo me pierdo
ojos quietos
donde me encuentro

Es tu espalda
cascada del recuerdo
y tu vientre
el valle del lamento

Eres tú tierra lejana,
y también eres alma cercana


Vladimir Aguirre Piedragil

viernes, abril 25, 2014

Desarrollo

Inicio con un nuevo proyecto: CDH Anatani.
Hace más de dos años empece a estudiar el tema de Constelaciones Familiares, todo un viaje con respecto al panorama científico y unos cuantos pasos en mi desarrollo personal.
Iniciar el proyecto ya en forma me ha dado la tarea de aprender más de las redes sociales com facebook y twitter.
Cada taller representa poder estar al servicio de los demás y un crecimiento personal.
Gracias a todos los que han estado a mi lado en estos cuantos pasos.
Gracias universo!


jueves, abril 17, 2014

Gracias Gabo

No sé realmente si "Cien años de soledad" es una obra de arte o no (porque no leo todas las novelas que quisiera y soy un bastante ignorante al respecto), lo único que si sé es que una de mis novelas favoritas, o mi favorita.
Cuando la leí la primera vez me hizo viajar, me hacia recordar mi pueblo, Macondo tenía olores, colores, días especiales e inolvidables, sucesos y personajes que podían ser descritos mediante un texto a través de su actos, al igual que El Tomatal.
Si en algún momento paso por mi cabeza la idea de escribir un libro (o algo más allá de un poema) fue gracias a ésta novela.
Después de leer por segunda vez "Cien años de soledad" pude darme el lujo de usar (y entender, según yo) algunas frases: "tener hijos con cola de cerdo", "uno se muere cuando puede no cuando debe" y algunas otras que por el momento no recuerdo.
Yo sin conocerlo y él sin conocerme me regalo muy buenos momentos, viajes increíbles e incluso un área de confort entre sus líneas y entre sus letras.
Gracias Gabo por esos momentos. Gracias!
Sé que ha pasado a un lugar mejor, también sé que en el camino pasará después de mucho tiempo a visitar Macondo.


viernes, marzo 28, 2014

Te lo ruego

Por favor nunca me olvides,
no me quiero quedar atrás
y aunque tú lo niegues
nunca amaste así jamás.

Te los ruego, no me olvides
estoy aquí, un día lo sabrás
rompí tu corazón, no lo calles
nunca odiaste así jamás.

No abandones mi alma
no salgas de mis recuerdos
abandona ya tu calma
ven y alimenta mis adentros.

Por favor jamás me olvides
ni apagues mi luz, tu mirada
tampoco me lastimes,

pierdo mi alma, pierdo nada.

Vladimir Aguirre Piedragil.